Durante su participación en el acto de transmisión de mando de las Regiones de Defensa Integral Central y Guayana (REDI), realizada este martes en Fuerte Tiuna, el presidente de la República y Comandante en Jefe de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB), Nicolás Maduro, resaltó el honor y la dignidad de los soldados y destacó la importancia de continuar impulsando la unión cívico-militar ante las batallas que Venezuela tiene que afrontar desde el punto de vista económico, político y social.

“Las dificultades que juntos encararemos y juntos superaremos serán tratadas con el trabajo unido de la Fuerza Armada, del pueblo, y de todas las fuerzas productivas del país para así salir de las adversidades, más fortalecidos”, expresó.

El Jefe de Estado señaló que la caída de los precios del barril de petróleo de 100 a 24 dólares en los últimos meses, la guerra económica propiciada por la derecha para generar desestabilización, y la infiltración del paramilitarismo en el país, son los retos que asumirá, fortalecida, la unión cívico-militar para consolidar la victoria de la soberanía de Venezuela.

Asimismo, manifestó que esta noche sostendrá una reunión, la primera del 2016, con el Estado Mayor conjunto de la FANB, con la finalidad de revisar todos los planes y todos los escenarios en los que se desenvuelve el país en este año de las fuerzas especiales.

“Veremos al fortalecimiento de la capacidad de combate de la FANB a través de las fuerzas especiales, la preparación ante amenazas externas e internas, de la infiltración del paramilitarismo militar, vamos a ver los planes, a trazar la ruta para que nuestra Fuerza Armada siga su rumbo de desarrollo, de consolidación, de unión junto al pueblo (…) lista y dispuesta para transitar las tormentas que nos toca transitar durante este año producto de la guerra del petróleo, de la guerra de los precios, la guerra económica”, precisó.

RNV

Anuncios