El economista y exembajador alterno de Venezuela ante la Organización de las Naciones Unidas (ONU), Julio Escalona, destacó que la creación del Banco del Sur permitiría consolidar la autonomía financiera y, con ello, dar la traste a los mecanismos de dominación que implementa las fuerzas imperiales.

En ese sentido, destacó la importancia que esta propuesta haya sido elevada por Venezuela durante la XVII Cumbre del Movimiento de Países No Alineados (Mnoal), que realiza en la isla de Margarita, estado Nueva Esparta, y que culmina este domingo.

“Es importante esta autonomía financiera para los países del sur, porque hasta ahora los nuevos mecanismos de dominación, que han utilizado las fuerzas imperiales, el capital financiero internacional, ha sido un proceso de endeudamiento, como mecanismo para someter a distintos países”, subrayó en una rueda de prensa ofrecida en el Centro Internacional de Prensa de la XVII Cumbre del Mnoal.

El profesor, quien estuvo en compañía de intelectuales, dijo que esa autonomía financiera, que enarbola Venezuela como una de las líneas de acción trazada por el comandante Hugo Chávez, “pasa por el Banco del Sur, pasa por un banco que vaya sustituyendo al Fondo Monetario Internacional y al Banco Mundial en los procesos de endeudamiento y de racionamiento de los países del sur y los centros financieros”.

Además —agregó— también es necesario el comercio justo y precisamente la nueva instancia financiera para los países en desarrollo e independiente permitirá romper el dominio desde los grandes centros monopólicos del norte.

“El comercio justo es muy importante porque precisamente los proceso de transferencia de capital del sur hacia el norte ha sido precisamente de los procesos comerciales”, insistió y mencionó que la importancia que supone también avanzar en los procesos de soberanía nacional en ese sentido.

Agregó que el hecho de que Venezuela haya asumido la presidencia pro témpore de Mnoal, hasta el 2019, significa que se impulsará todo los esfuerzos para avanzar en esa dirección.

“Esta cumbre es punto de partida porque le toca precisamente a Venezuela a través del Presidente Maduro, electo presidente de este movimiento, continuar con los proceso de rebelión del sur”, manifestó.

Gisell Molina
AVN
Anuncios