Miles de venezolanos que han pedido asilo político en Estados Unidos podrían ver sus solicitudes negadas y ser deportados por mentirle al gobierno norteamericano

Por desconocimiento de la políticas migratorias del país de mentiras, ese “donde los sueños se hacen realidad” y por la viveza criolla de muchos, más de la mitad de los 23 mil venezolanos que viven en los estados Unidos, pudiesen ser deportados por que no cumplen con las políticas migratorias de ese país.

Se espera que en los próximos días, las autoridades de inmigración se estén preparando para una negación masiva de asilos para los venezolanos.

La mayoría de los solicitantes de asilo, se han basado en la supuesta justificación legal de haber sido víctimas del hampa o por la difícil situación económica que atraviesa el país y que les afecta directamente, y esto no es argumento valedero para que les sea aprobada la solicitud.

“Los que pidieron asilo argumentando que en Venezuela me asaltaron, o porque no tengo comida, están en problemas. Eso no es justificación para el asilo. Hay que ser realmente perseguido y el solicitante debe realmente demostrar que es un blanco de persecución”, explicó Patricia Andrade, activista político quien por años ha estado advirtiendo a la comunidad venezolana del sur de Florida sobre los riesgos de esta aventura a la que muchos se han arriesgado, con la irresponsabilidad de poner en peligro a sus hijos menores de edad que no tienen culpa de los errores de sus padres.

El asilo no se puede pedir porque la situación esté mala en Venezuela. El asilo son circunstancias específicas. La situación en Venezuela es realmente peligrosa, y por lo tanto hay muchas personas que realmente tienen casos meritorios de asilo. Pero a eso hay que añadirle un grupo grande que se le ha dado mal la información y que están pidiendo asilo pero que en realidad no tienen caso”, manifestó el congresista Díaz-Balart.

 

Redacción Lechuguinos

Anuncios